El profesor de la Universidad de Jaén Rafael Alarcón publica un libro sobre El Greco en la literatura hispánica

Rafael Alarcón, con su libro.
Rafael Alarcón, con su libro.
Rafael Alarcón, con su libro.

El profesor del Departamento de Filología Española de la Universidad de Jaén, Rafael Alarcón Sierra, acaba de publicar ‘Vértice de llama: El Greco en la literatura hispánica. Estudio y antología poética’, de Ediciones de la Universidad de Valladolid, coincidiendo con el final del cuarto centenario del pintor.

El propio autor explica que el libro “es un diálogo de estética interartística, principalmente entre pintura y literatura, donde también intervienen aunque en menor medida la música y el cine, por ejemplo, que muestra cómo la revalorización del Greco no es un ‘descubrimiento’ sino una ‘construcción’, que hace al pintor contemporáneo de cada movimiento estético que lo reivindica". La obra consta de dos partes, una de estudio y otra sobre una antología poética. En la primera parte, el autor analiza a El Greco como “un fecundo anacronismo moderno”, reflejando la historia de cómo un pintor tomado por extravagante y solitario, que nace en Creta y recorre Europa de un extremo a otro (Venecia, Roma, Toledo), acaba siendo considerado el iniciador de la escuela de pintura española, “un genio indiscutible y un antecedente de todos los movimientos de vanguardia, del simbolismo al expresionismo”, como asegura el autor. “Es un proceso que se conforma paralelamente en la plástica, la literatura y la historia del arte”, concreta Alarcón Sierra.

El estudio combina historia y crítica, establece un diálogo entre las artes (de la pintura al cine), los textos y las mentalidades, y construye su relato a través, pero no únicamente, de la literatura hispánica, en gran medida responsable de la lectura del cretense, donde ha dejado amplia huella en textos ensayísticos y de creación.

A la visión de El Greco y su obra en la poesía hispánica se dedica la más extensa y novedosa parte del ensayo, que va seguida de una antología poética nunca antes realizada, de Góngora a Pablo García Baena y José Luis Rey, pasando por Machado, Alberti o Cernuda, entre otros autores. En este sentido, el autor asegura que hay un Greco “romántico” o “institucionista” como hay un Greco “simbolista, modernista, cubista, expresionista y hasta postmoderno”. “De la suma de composiciones líricas que estudio podemos concluir que la observación, lectura e interpretación de las imágenes pictóricas tiene también su temporalidad y su memoria, que siempre es compleja y polirrítmica, hecha de la suma de muy diversos factores, tanto históricos, estéticos y literarios como personales, conscientes o inconscientes”, concluye el profesor Alarcón Sierra.

 

Autor: Gabinete de Comunicación UJA (F.R.R.).

Etiquetas