El Rector destaca la evolución y progreso de la UJA en sus 25 años de existencia en el acto académico de inauguración del curso 2018/2019

Un momento de la intervención del Rector de la Universidad de Jaén, Juan Gómez Ortega.

El Rector de la Universidad de Jaén, Juan Gómez Ortega, ha destacado la evolución y progreso “de manera muy positiva” de la institución académica jiennense a lo largo de sus 25 años de existencia, durante su intervención en el acto académico de inauguración del curso 2018/2019, que ha acogido este miércoles el Aula Magna del Campus Las Lagunillas.

Juan Gómez se ha referido al lugar relevante que en la actualidad ocupa la UJA en los sistemas universitarios andaluz, nacional e internacional, “un lugar más destacado del que podría esperarse para una universidad tan joven”, como así lo demuestran algunos de los rankings internacionales de universidades más prestigiosos. En este sentido, se ha referido al Ranking de Shanguai, donde la UJA aparece por primera vez, posicionándose en la franja 701-800 de mejores universidades del mundo y en el puesto 21 de las españolas (tan solo dos con 25 años de historia). También la UJA se sitúa como una de las mejores de este ranking de Shanguai en su clasificación por materias científicas, al encontrarse en la horquilla 201-300 en el ámbito de la Ingeniería Informática y por primera vez, entre las 401-500 de mejores universidades en el ámbito de la Ingeniería y Ciencia Energética. “No obstante, siempre hay que valorar los rankings universitarios con la óptica adecuada y observarlos con la prudencia precisa. Pero con todas las imperfecciones que puedan tener, los rankings son una forma de medir nuestro progreso y nos permiten compararnos con otras universidades”, apuntó, resaltando que “más relevante que la posición que ocupamos cada año es nuestra evolución”.

Relacionado con la evolución de la UJA, el Rector señaló, en el ámbito de la investigación, que la institución universitaria jiennense se incorporó por primera vez en 2017 al grupo de universidades que incluyen algún investigador en la lista de los muy altamente citados; en la parcela de las enseñanzas, destacó que el análisis de los indicadores de másteres colocan a la UJA en la segunda posición relativa en el sistema universitario andaluz, destacando además el hecho de que el 43% de los estudiantes de máster y el 56% de los de doctorado obtuvieron su grado en otra universidad diferente a la UJA; en lo referente a la internacionalización, la Universidad de Jaén tendrá este curso más de 700 estudiantes salientes a 42 países del mundo y 1.450 estudiantes entrantes, procedentes de 84 países, cifras no alcanzadas antes.

Retos

Por otro lado, el Rector de la UJA hizo referencia a los retos que la institución debe afrontar en distintas áreas. “Estamos en una muy buena disposición para seguir avanzando en el desarrollo y la mejora de nuestra Universidad y tenemos la obligación de aprovecharla y ser ambiciosos como institución para seguir cumpliendo con nuestro objetivo como universidad pública, que no es otro que el de contribuir a la formación de los mejores ciudadanos y al avance social, económico y de valores de nuestra sociedad”, afirmó.

En el ámbito de la formación, indicó que el principal reto que afronta la UJA es la actualización de su oferta de titulaciones en los diferentes niveles formativos (grados, másteres, doctorados, formación complementaria y formación permanente), para lo que se trabaja “intensamente”. En el ámbito de la investigación, considera que es importante contrarrestar la imagen popular de la universidad como institución exclusivamente formativa. “En la UJA apostamos de manera decidida por nuestra actividad investigadora y lo hacemos fundamentalmente a través de dos elementos estratégicos: en primer lugar el Plan Propio de Apoyo a la Investigación, con el que se presta el soporte necesario a los 115 grupos de investigación de la UJA para que aumenten sus posibilidades de captación de recursos externos y que incorporará para 2019-2020 novedades, como un nuevo eje estratégico directamente enfocado a la atracción de talento investigador; en segundo lugar, la Oficina de Proyectos Internacionales (OFIPI), que es la responsable de fomentar y dar soporte estratégico a los grupos de investigación para fomentar su participación en las convocatorias competitivas de financiación de proyectos de investigación de ámbito internacional y que desde su creación, se ha reflejado un incremento notable en el número de propuestas de proyectos presentadas, así como un aumento porcentualmente muy notable en el número de propuestas financiadas.

Por lo que respecta a la cultura, Juan Gómez aseguró que “abrir los campus para permeabilizar culturalmente la sociedad del entorno es un reto que nos compromete con el desarrollo de esta provincia y nos hace responsables también de su futuro”. El fomento de la agenda cultural como instrumento para la formación de públicos, la divulgación del conocimiento a través de la nueva editorial universitaria, la promoción y mecenazgo de la creación artística y literaria, la consolidación de espacios culturales de referencia en el entorno y la visibilización de la actividad deportiva y el compromiso con la universidad saludable, fueron algunos de los retos señalados.

Respecto a la relación con el tejido social y productivo, Juan Gómez considera que debe ser “bidireccional y fundamental, para posibilitar que éste conozca bien y pueda aprovechar mejor el potencial académico y de generación de conocimiento de la Universidad”. Para ello, destacó entre los mecanismos de la UJA el Plan de Apoyo a la Transferencia, Emprendimiento y Empleabilidad, que ya alcanza este año su segunda edición, o la constitución formal de la Fundación Universidad de Jaén-Empresa, “otro de los mecanismos con los que la Universidad de Jaén quiere reforzar esa conexión directa entre nuestro profesorado y grupos de investigación y  las empresas”.

En el ámbito de las infraestructuras, “fundamentales para el desarrollo de la UJA”, indicó que a pesar de disponer de dos “magníficos” campus en Jaén y Linares, “todavía tenemos necesidades de nuevas infraestructuras que permitan nuestro desarrollo futuro”. Entre las actuaciones ya en fase de ejecución o de licitación destacan actualmente la renovación de las pistas de pádel en Jaén; la adecuación de espacios en el nuevo Edificio de Alojamientos Universitarios, puesto en funcionamiento este curso y cuyas plazas se han ocupado en su totalidad, para la reubicación del Centro de Estudios Avanzados en Lenguas Modernas, que aumentará de esta forma la superficie de la que dispone en este momento; la licitación del edificio de I+D+i y TIC, que la UJA pretende reactivar en cuanto se den las circunstancias adecuadas para su financiación; está en fase de licitación el proyecto de concesión de producción de energía fotovoltaica en régimen de autoconsumo en los Campus de Jaén  y Linares, con el objetivo de que al menos el 20% de la energía consumida en la UJA sea renovable y producida dentro de la Universidad. Además, el Rector de la Universidad de Jaén enumeró otra serie de proyectos de nuevas infraestructuras a desarrollar en los próximos años en función de la disponibilidad presupuestaria. “Para poder financiarlos es fundamental, en primer lugar, que trabajemos de manera muy urgente en cerrar la autorización por parte de la Consejería de Economía y Hacienda para utilizar los remanentes no afectados de los que dispone la Universidad de Jaén, cuestión que la presidenta de la Junta de Andalucía calificó como razonable en su intervención en la inauguración del curso académico de las universidades andaluzas el pasado lunes; y en segundo lugar, disponer de un nuevo plan plurianual de inversiones por parte de la Junta de Andalucía”, aclaró el Rector.

Asimismo, Juan Gómez hizo referencia a otros retos en el ámbito de las Tecnologías de la Información y la Comunicación, “cuyo impulso es clave para el éxito futuro de la institución universitaria”, en materia de personal, “el mejor activo que tiene nuestra universidad y al que dedicamos un esfuerzo por mejorar las condiciones laborales”, o en el de la comunicación “para que la UJA sea mucho mejor conocida y por lo tanto aprovechada por la sociedad”.

Por último, Juan Gómez se refirió a la “situación de protagonismo mediático no deseado” que vive el sistema universitario español en los últimos meses, recalcando el comunicado emitido por la CRUE en el que defendía la calidad del mismo. “Estoy convencido de que la mejor forma de contrarrestar esta visión tan negativa del sistema universitario español que se ha trasladado a la sociedad es aumentando el nivel de autocrítica, de autodisciplina y de rigor con el que revisamos y evaluamos nuestros procesos internos, e incrementando el nivel de transparencia de nuestras universidades y consecuentemente el grado de rendición de cuentas a la sociedad”, declaró.

El Rector de la UJA concluyó su intervención agradeciendo a las Universidades de Sevilla y Granada el haber concedido a la Universidad de Jaén sus Medallas de Oro como reconocimiento a sus primeros 25 años de historia.

El acto de inauguración del curso académico 2018-2019 de la UJA contó con la asistencia de la consejera de Conocimiento, Investigación y Universidad de la Junta de Andalucía, Lina Gálvez Muñoz, que estuvo acompañada por el secretario general de Universidades, Investigación y Tecnología, Manuel Torralbo Rodríguez.

Lina Gálvez afirmó que el modelo universitario andaluz apuesta por la cohesión territorial y por un acceso en igualdad de oportunidades, “y eso pasa por tener una universidad cercana geográficamente. No hay ningún estudiante andaluz que tenga que recorrer más de 200 kilómetros para poder estudiar en una Universidad pública y de calidad”. La consejera aseguró que en 25 años, la UJA se ha situado entre las 800 universidades mejores del mundo, según el Ranking de Shanghai. En este sentido, dijo que los resultados de los rankings tienen que tomarse “como una foto fija, de un aspecto concreto que no debemos considerar una imagen completa de nuestra labor”, aunque valoró “que reflejan un buen trabajo, una buena dirección y unos buenos resultados, en una universidad tan joven. Y eso tiene un enorme mérito”.

La consejera destacó el papel de la UJA en el progreso de la provincia, en un contexto de despoblación generalizado en España. “La UJA ha funcionado como un imán de fijación de población al territorio, como un polo de atracción de jóvenes del interior que buscan una oportunidad para cumplir con éxito sus metas en la vida”.

Lección inaugural

El catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Jaén, Salvador Cruz Artacho, ofreció la conferencia inaugural, con el título ‘El gobierno del pueblo. Auge y crisis de la democracia representativa en Europa en el siglo XX’.

Cruz Artacho apostó por un sistema, “el modelo democrático representativo, que se justifica en la búsqueda racional del bien común y donde la igualdad de derechos de todos los hombres y mujeres al pleno desarrollo y uso de sus capacidades debiera seguir constituyendo su guía y referente ético”. Ésta fue una de las conclusiones a las que Cruz Artacho llegó en su discurso, en el que partió del hecho de que la crisis de confianza en la política, los políticos y las instituciones democráticas “está generando una relación cada vez más incómoda entre la ciudadanía, el poder y la democracia. En resumen, la crisis lo está cambiado todo. También la percepción sobre la democracia”.

Partiendo de la pregunta de cómo se ha llegado a la situación actual de recelos y desconfianza de la democracia representativa, afirmó que “debilidad o fortaleza aparte, lo que sí parece cierto es que este nuevo escenario está convirtiendo en muy buena medida la democracia representativa en una especie de democracia interactiva, esto es, un tipo de democracia que organiza de manera diferente las demandas de la sociedad civil al poder y la circulación de la información individual y colectiva, definiendo de esta manera un nuevo sistema de relación/información entre el poder y la sociedad civil”.

El catedrático de Historia Contemporánea recordó que desde los momentos finales del siglo XX, y de manera muy especial tras la crisis mundial desatada en 2008, “los escenarios de conflictividad se han intensificado en Europa, y fuera de Europa. A la dimensión económica, financiera, ambiental y social de esta crisis se le terminó sumando la dimensión ética. Las movilizaciones sociales, espoleadas ante los efectos que imponían la lógica neoliberal de la austeridad y los recortes en el gasto público, evidenciaron también el carácter político que tenía la crisis”. En este sentido, subrayó que la política quedó marcada “con el sello de la impotencia, al ser incapaz de controlar esta fuga hacia delante, basada en un capitalismo financiero capaz de estar en todas partes y en ninguna al mismo tiempo. La confianza ciudadana en las élites gobernantes y en las instituciones democráticas se desploma. “¡No nos representan!”, constituirá uno de los lemas más conocidos y reiterados de movimientos de protesta como el 15M”. A su juicio, el resultado final fue “un escenario público marcado por la inestabilidad y la generalización de las críticas al sistema democrático representativo”.

Para Cruz Artacho, la magnitud de los problemas y desigualdades del presente “apenas dejan espacio para nada que no sea el desencanto y la desesperanza”. Pese a ello, manifestó su adhesión al grupo de aquéllos y aquéllas que opinan, por el contrario, que sí es posible en un sistema -el modelo democrático representativo- que se justifica en la búsqueda racional del bien común y donde la igualdad de derechos de todos los hombres y mujeres al pleno desarrollo y uso de sus capacidades debiera seguir constituyendo su guía y referente ético.

Nuevos doctores

Tras la lectura de la Memoria Académica de la UJA 2017-2018, por parte de la Secretaria general Olimpia Molina Hermosilla, tuvo lugar la investidura de 25 nuevos doctores de la Universidad de Jaén. Los nuevos doctores de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación son: Alberto Chamorro Garrido, José Joaquín Quesada Quesada, Nuria Cantero Rodríguez, Olga García Bermúdez, Alfonso Manuel Amaro Montoro, María Dolores Albaladejo García y Manuel Jesús Serramo Varea. Por la Facultad de Ciencia Experimentales: Dalila Demnati, Carmen Ordóñez Cañada, Daniel Vallejo Pulido y Juan Ramón Jódar Quesada. Por la Facultad de Ciencias Sociales y Jurídicas: María de la Cabeza Mena Estrella, Ana Belén Mudarra Fernández, Alfonso Parras Martín y Deogracias Cañaveras Velasco. Por la Escuela Politécnica Superior de Jaén: Francisco Javier Navas Martos, Ángel Aguilera García y Juan Manuel Peragón Juárez. Por la Escuela Politécnica Superior de Linares: Jorge Sánchez Molina y Juan Manuel Galdón Requena. Por la Facultad de Ciencias de la Salud: Agustín Aibar Almazán, Jessica Bailén Expósito, Lourdes Moral Fernández y Josefina Arboledas Bellón. Y por la Facultad de Trabajo Social: Wilko Von Prittwitz.

Autor

Gabinete de Comunicación UJA (C.Q.R. / F.R.R.).

Etiquetas